""

Baile de San Vito

Ayer regresaba muy tranquilo de mi trabajo hacia la casa en un democrático camión, cuando un señor de mediana edad abordó el misno a las pocas cuadras de que yo subí .

Se sento justo delante de mi lugar. Al principio no noté nada particular en tal hombre, cuando a los pocos minutos torció el cuello para un lado. Y luego para el otro. Posteriormente, que tuerce todo el espinazo pa'lante y pa'trás. Luego comenzó a girar la cabeza sobre su eje, solamente detenida por los alcances de sus ligamentos. Mientras tanto, quién sabe qué tanto repelaba en voz baja.

A decir verdad, este fulano ya me empezaba a espantar. ¿Sufriría una posesión demoníaca? ¿Acaso es espíritu santo lo estaba utilizando para transmitir un mensaje a la concurrencia a bordo? ¿Sufriría un ataque epiléptico? ¿Le habrían dado una golpiza y buscaba reajustar su castigada humanidad? ¿Podría solamente ser un orate buscando llamar la atención? Nunca lo sabré.

Chale, qué gente tan curiosa.

Veintiúnico comentario.

  1. era contorsionista?, será a caso eso?
    ajajajaajaj